Revista Electrónica Iberoamericana sobre Calidad, Eficacia y Cambio en Educación.
Volumen 3, número 1
. 2005. Número especial.
Aportaciones al XVIII International Congress on School Effectiveness and Improvement (ICSEI 2005) , celebrado en Barcelona del 2 al 5 de enero de 2005.

Presentación:

Atreverse a cambiar: innovación y transformación de la educación

Juana Mª Sancho Gil y Fernando Hernández Hernández
 

 
Cuando Mercedes Muñoz-Repiso y F.Javier Murillo del Centro de Investigación y Documentación Educativa del Ministerio de Educación, nos propusieron organizar el 18º encuentro del International Congress on School Effectiveness and Improvement (ICSEI 2005), vinieron a nuestra mente pensamientos contradictorios. La primera reacción fue que no aceptar su invitación, pues habíamos organizado otros congresos internacionales y sabíamos lo que significaba una tarea de esa magnitud para profesores universitarios con recursos y apoyos limitados desde su propia universidad. Luego comenzamos a pensar que podía ser una oportunidad para que los educadores españoles y latinoamericanos tuviesen acceso directo al conocimiento y las prácticas generadas por un importante movimiento que en los últimos treinta años ha estado volcado en promover la mejora y la efectividad de la escuela. Aunque esto suponía, de entrada, tener en cuenta las barreras lingüísticas, ya que el inglés es la lengua predominante de este grupo. Por otro lado, existía un tema de discrepancia ideológica con algunas perspectivas de estudio e intervención de esta asociación ligadas a los conceptos de calidad y efectividad. Demasiado a menudo, desde nuestro punto de vista, se relaciona la calidad con indicadores que poco tienen que ver con la realidad de los sujetos implicados en la relación educativa, sus biografías, contextos y circunstancias. Sin mebargo, y aquí tomamos la decisión de organizarlo, pensamos que sería un reto proponer un lema y unos temas de estudio y aplicación que supusieran un cuestionamiento fundamental a la forma de entender la enseñanza y el aprendizaje en el mundo actual. De ahí vino el título "Breaking boundaries", "Rompiendo límites", que tradujimos en español por "Atreverse a cambiar" y el subtítulo "Radical Innovation in Education", desde la convicción de que el sistema educativo tiene que ser repensado desde sus raíces. Sin embargo, por las connotaciones que tiene el término radical en español, optamos por traducirlo "Innovación y transformación en educación".

Queríamos explorar cómo romper, transgredir y transformar, las normas no escritas pero profundamente arraigadas y aceptadas de la gramática de la escuela, por ejemplo, la disposición de las aulas, las prácticas organizativas estandarizadas de división del espacio y el tiempo, la clasificación del alumnado y su asignación a grupos, la compartimentación del conocimiento en asignaturas. Por lo que planteamos dos cuestiones clave: ¿Es posible traspasar los límites actuales de las estructuras organizativas y simbólicas de la escuela? ¿Es posible imaginar la posibilidad de ir más allá y romper los límites que imponen las reglas de la gramática de la escuela? Para explorar estas cuestiones propusimos ocho temas que articulasen las propuestas de los participantes y que explicitamos como sigue:
1. Experiencias educativas que cuestionan la 'gramática' de la escuela. Investigaciones, políticas y prácticas educativas encaminadas a la transformación profunda de los sistemas educativos. El papel de los investigadores, el profesorado, el alumnado, las familias, la comunidad educativa y los sistemas sociales. Practicas innovadoras en los procesos de enseñanza y aprendizaje. Las tecnologías se la información y la comunicación (TIC) como apoyo a la innovación y al cambio. Desafíos y posibilidades.

2. De la reforma educativa a la transformación de la educación. La eficacia y la mejora de la escuela como un proceso continuo; innovación progresiva. Estrategias multinivel para fomentar y hacer sostenible la innovación orientada a la mejora. Sistemas de supervisión, evaluación y apoyo. Desarrollo profesional, transferencia e intercambio.

3. El papel de la dirección en la reestructuración del tiempo, el espacio y el currículo. Los desafíos del equipo directivo en la reestructuración del tiempo, el espacio y el currículo. Replanteamiento de la 'gramática' de la escuela. Autonomía de los centros, rendimiento de cuentas educativo y liderazgo pedagógico. Desarrollo profesional del personal directivo orientado al cambio, la mejora y la innovación.

4. Nuevo alumnado en las instituciones educativas: inventando formas de enseñar y aprender. Nuevas perspectivas de enseñanza y aprendizaje en escuelas con poblaciones multiculturales. Nuevos entornos de enseñanza y aprendizaje para prácticas educativas innovadoras. Necesidades educativas del alumnado en relación con las representaciones emergentes sobre la infancia y la juventud. Enseñanza, aprendizaje y evaluación para la comprensión.

5. Formación del profesorado basada en la investigación: tener en cuenta la vida y las trayectorias de los docentes. La formación inicial y permanente del profesorado como proceso de investigación permanente. La formación del profesorado más allá de la reforma. La visión del profesorado y sus condiciones de trabajo. Los docentes como intelectuales públicos. Formación docente para afrontar los desafíos de la sociedad actual, incluyendo la influencia y la utilización de las TIC.

6. Educación inclusiva: repensar la democracia en los entornos educativos. Repensar los roles y las funciones de la escuela pública. Democracia y relaciones de poder en el sistema educativo y en los centros. Formas de abordar la educación de la población con necesidades educativas especiales (estudiantes con dificultades físicas, emocionales y cognitivas; nuevos inmigrantes, escuelas en áreas marginales y deprimidas).

7. Más allá de las comunidades de aprendizaje: nuevas expresiones de la ciudadanía a través de la participación de la comunidad educativa. Construcción y mantenimiento de comunidades educativas. Experiencias, recursos, estrategias y condiciones culturales y políticas. Participación del profesorado, padres y madres, estudiantes, instituciones y organizaciones locales. Micropolíticas de las comunidades educativas. El papel de la Administración y de los equipos directivos en el desarrollo y mantenimiento de las redes de comunidades educativas.

8. Creación de redes educativas: aproximaciones alternativas a la colaboración. Comunidades educativas de práctica en el nivel local e internacional. Temas culturales y lingüísticos. Nuevas formas de colaboración, el papel de las organizaciones externas. Redes horizontales, relaciones de poder en los proyectos de colaboración. El papel de las TIC en la promoción y sostenibilidad de redes educativas.
Toda una agenda educativa que, a nuestro entender, respondía a los problemas clave que tienen planteados hoy todos los sistemas educativos.

Hoy más que nunca la educación se encuentra en un momento de crucial importancia. Las brechas de todo tipo: sociales, económicas, culturales, digitales aumentan en vez de disminuir. Muchos jóvenes encuentran pocas razones para esforzarse por adquirir una formación y adoptar unos valores en una sociedad que premia al oportunismo y las figuras mediáticas. Una sociedad que se queja de que ya no existen valores, mientras jalea y recompensa una serie de contravalores. Una sociedad que no para de pregonar la importancia de la educación mientras parece tener miedo de que niños, niñas y adolescentes realmente se eduquen, ya que de hacerlo podrían tener criterio y desarrollar habilidades que les permitiesen dejar de ser seres pasivos y manipulables, consumidores pertinaces de cualquier producto, capaces de realizar trabajos alienantes justo para poder pagar incluso lo que no necesitan.

De ahí que la tarea de educar sea en este momento sobre todo una actividad moral, no una tarea técnica. Una actividad cuya principal finalidad no es llenar la cabeza del alumnado con los rudimentos de siete u ocho disciplinas, como se ha venido haciendo en los últimos cien años; sino ayudar a ordenar el corazón y la cabeza de los estudiantes para que sean capaces de dar sentido al mundo en el que viven y tomar decisiones con criterio y conciencia de las consecuencias de las mismas.

Pero poder llevar a cabo esta actividad moral requiere muchos e importantes cambios en los sistemas educativos. Cambios que han de tener lugar tanto en las propia administración y la toma de decisiones políticas, como en la formación inicial y permanente del profesorado, la investigación educativa, la estructura organizativa de los centros de enseñanza, la actuación de los órganos directivos, la práctica docente y la comunidad educativa. En este contexto, cuestionar la gramática básica de la escuela, poner en duda el conjunto de normas y formas de hacer que de manera inercial e irreflexiva configuran férreamente nuestras visiones sobre la educación, la enseñanza y el aprendizaje, puede constituir un primer y fundamental paso. El ICSEI2005 se propuso llegar realizar, con la ayuda de todos, una contribución significativa en este sentido al largo y sinuoso camino de la mejora de la educación.

Casi 700 educadores (investigadores, docentes, responsables de políticas educativas) de 52 países, respondieron a nuestra llamada. De entre ellos quisiéramos resaltar la presencia numerosa de hispanohablantes de prácticamente todos los países Iberoamericanos, algo sin precedentes en ediciones anteriores de este encuentro . Tanto las ponencias invitadas como las catorce sesiones paralelas que tuvieron lugar mañana y tarde durante los tres días y medio del congreso, suscitaron el interés de los participantes que se involucraron en vívidas e interesantes discusiones. Los momentos de descanso, sobre una taza de café, un vaso de refresco o el bocadillo del mediodía, se convirtieron en lugares de encuentro e intercambio. En una pequeña Babel de muchas lenguas en la que el inglés, como lingua franca, actuaba como broker de la comunicación.Ahora, en ocasión de la presentación de esta publicación que contiene un buen número de las aportaciones presentadas en el encuentro, quisiéramos señalar algunas reflexiones sobre el desarrollo del mismo.
a. El interés por la mejora. El conjunto de presentaciones -un total de 350 entre ponencias invitadas, comunicaciones individuales, simposios y talleres- de todos los países que participaron en el encuentro, puso de manifiesto la creatividad de muchas propuestas de mejora, los límites y desafíos a los que han de enfrentarse los educadores, las inconsistencias de algunas políticas educativas y la creciente brecha educativa, económica, social, política y digital que separa a los países.

b. La dificultad de romper límites. Algo que nos sorprendió durante el desarrollo del congreso fue la poca disponibilidad de los colegas anglos para escuchar a otros colegas que hablaran en otra lengua o proviniesen de otras culturas. La posición hegemónica del inglés no es sólo práctica, refleja un dispositivo ideológico que impide la escucha del otro, incluso cuando se disponía de traducción simultánea para acceder al decir y las experiencias de los otros. Cuando tenían lugar dos simposios en un aula los colegas de otras lenguas escuchábamos las intervenciones de los colegas anglos, pero cuando ellos terminaban las suyas, aunque el aula dispusiese de sistema de traducción, abandonaban la sala en bloque sin plantearse siquiera que lo que se fuera a presentar podía ser de su interés. Una colega italiana apuntó la necesidad de prestar atención al inglés como mediador de un discurso dominante. En este caso, también comprobamos que actuaba como posicionamiento excluyente y generador de subordinaciones. Algo que hace muy difícil afrontar la ruptura de los límites dentro de este movimiento de mejora de la escuela.

c. La escucha del otro. Lo anterior tiene que ver con la disponibilidad de los investigadores para la escucha del otro, desde una posición colaborativa y de aprendizaje mutuo. Es interesante observar que cuando muchos colegas hablaban de experiencias y proyectos con docentes de primaria o secundaria, éstos adquirían una posición de subordinación, pues eran considerados como destinatarios de los buenos planes y de las propuestas de mejora de los expertos. Esta posición nos lleva a pensar en que un límite imprescindible a quebrar es el de los posicionamientos jerárquicos de los investigadores respecto a los docentes. Las voces de los otros no dejan de ser datos, para justificar y visibilizar el propio poder del investigador o del experto. La noción de democracia en los procesos de investigación se convierte por ello en una meta en el horizonte.

d. Todo lo anterior no impidió que quienes estuvieron en disposición de hacerlo establecieran nexos, mostraran intereses por compartir, y se hiciera evidente la brecha entre quienes consideran que la mejora de la escuela pasa por la detectación de los indicadores de rendimiento y el diseño de pruebas para su evaluación, y quienes pensamos, como señaló en su día Stenhouse, que el cambio en la educación o viene de parte del profesorado, o no tendrá lugar.
Estamos seguros de que este conjunto de aprendizajes y reflexiones, junto con los que posibiliten las presentaciones contenidas en este número extraordinario de la revista, seguirán alimentando nuestro saber y aumentando nuestro compromiso por la mejora de la educación. Si esto es así, todo el trabajo y la energía vertida en el ICSEI2005 habrán merecido la pena.

 

|Revista Electrónica Iberoamericana sobre Calidad, Eficacia y Cambio en Educación - REICE|
|Presentación| . |Consejo Editorial| . |Enviar una aportación|
|Red Iberoamericana de Investigación sobre Cambio y Eficacia Escolar - RINACE|

© RINACE (2005)        e-mail: RINACE@uam.es